Porfirio Díaz y los mensajes en su tumba

Porfirio Díaz y los mensajes en su tumba

No son pocos los mexicanos que visitan el cementerio de Montparnasse y que dejan recuerdos al general Porfirio Díaz
Laura Islas | UN1ÓN | 30/06/2017 19:01

Porfirio Díaz murió a las 18:32 horas del 2 de julio de 1915

Al momento de su muerte lo acompañaron su esposa Carmen Romero Rubio Díaz y su hijo, Porfirio Díaz.

El general murió en París, Francia, muy lejos de México, el país que tanto amó y que gobernó durante 30 años. 

Una nota publicada por The New York Times sobre la muerte de Porfirio Díaz Mori señala que durante sus últimos días, el general acostumbraba pasear por el Bosque de Boulogne, el cual le gustaba porque le recordaba a Chapultepec.

Porfirio Díaz descansa desde 1921 en el Cementerio de Montparnasse; inicialmente, el expresidente mexicano fue sepultado en la iglesia de Saint Honoré d’Eylau, sin embargo sus familiares lo trasladaron a Montparnasse porque creyeron que su estancia sería provisional, pues tenían pensado trasladarlo a México.

Han pasado 102 años desde la muerte de Porfirio Díaz y sus restos aún permanecen lejos de México.

No son pocos los mexicanos que visitan el cementerio de Montparnasse –en el cual también descansan Carlos Fuentes, Julio Cortázar, Simone de Beauvoir y Jean Paul Sartre-, y que dejan recuerdos al general.

Boletos de metro, pesos, flores, estampas de la Virgen de Guadalupe y hasta mensajes en los que le piden que desde donde esté cuide de México, el país por el que el general peleó en decenas de batallas, como la del 5 de mayo en Puebla.

A pesar de que ya pasaron más de 100 años de su muerte, la figura de Díaz aún causa polémica en México; sus detractores lo acusan de tirano y dictador; algunos otros destacan los avances que se dieron durante sus tres décadas de gobierno.  

Entre las obras más importantes que dejó el gobierno de Porfirio Díaz se encuentran el Ángel de la Independencia, el Palacio Postal, el Palacio de Bellas Artes, el palacio de Comunicaciones y Obras Públicas, actual sede del Museo Nacional de Arte, el Edificio Boker, el Teatro Juárez en Guanajuato, el Templo Expiatorio de Guadalajara, entre muchas otras construcciones emblemáticas en México.

La última voluntad de Porfirio Díaz fue descansar en México. Sin embargo los esfuerzos por repatriarlo han sido fallidos. El último intento ocurrió en 2015, cuando se cumplió un siglo de la muerte del general.

Porfirio Díaz amó a México más que a su familia. Esa es la opinión de sus propios descendientes.

Ignacio Díaz Bossero, bisnieto del general, dijo durante una entrevista en 2015 que el general “Quería más a este país que a su propia familia. Para poderlo entender, hay que entender eso”.

 

Muerte Del General Porfirio Diaz en NYT by Laísa Salander on Scribd